Ácido Hialurónico

¿Qué es el ácido hialurónico?

Es una sustancia que podemos encontrar normalmente en diversos lugares de nuestro cuerpo como en nuestra piel, cartílagos y articulaciones pero que poco a poco a medida que va pasando el tiempo va disminuyendo. Hoy en día se puede encontrar a modo de gel que se puede infiltrar fácilmente por lo que ha significado una gran ventaja en el área de traumatología pero también en la cosmética. Su función en la cosmética es hidratar y mejorar la elasticidad de la piel pero según su forma de aplicación puede también rellenar y proyectar estructuras de la cara como por ejemplo arrugas en código de barras, surcos, pómulos, mentón, labios, eliminación de ojeras y rinomodelación. Es un producto reabsorbible por lo que garantiza una mayor seguridad.

Se realiza una visita gratuita y sin compromiso para realizar la evaluación del paciente y resolución de dudas.

La cita del tratamiento tiene una duración de aproximadamente 60 minutos y tras una historia clínica y la firma del consentimiento informado, se procede con los siguientes pasos:

  • Se tumba al paciente y se coloca una diadema.
  • Se aplica crema anestésica y se deja actuar 30 minutos.
  • Se desinfecta la zona
  • Se realiza la infiltración de ácido hialurónico con una aguja muy fina de 30G en la zona que se ha decidido.
  • Pequeño masaje y colocación de protección solar.

Te puedes reincorporar a tu vida cotidiana inmediatamente después del tratamiento.

Debes mantener una buena higiene facial durante los días siguientes, evitando tocarte la zona de forma innecesaria y lavando la cara por la mañana y por la tarde. En las siguientes 24 horas, lo ideal es que evites hacer ejercicios o entrar en saunas o baños turcos. Si llegas a tener la aparición de un hematoma, lo ideal es que evites tomar el sol los días que el hematoma esté presente.

  • Embarazo y lactancia.
  • Enfermedades sistémicas y patología autoinmune.
  • Alteraciones en la coagulación o si se esta tomando alguna medicación que retrase la coagulación.
  • Pacientes que sean hipersensibles o alérgicos al ácido hialurónico u otro tipo de componentes.
  • Pacientes para los cuales el tratamiento de rejuvenecimiento es amplio o donde se pueden conseguir mejores resultados mediante otros tratamientos como los hilos, botox, etc.
SUBIR

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies